20120423-092341 a.m..jpg

Las aguas en torno a la canadiense Research In Motion y sus teléfonos BlackBerry sigue bastante revueltas.
La llegada de un nuevo CEO no termina de cuajar una estrategia que pasa, en un principio, por abandonar el mercado doméstico para centrarse en el empresarial, donde la reputación de la firma y sus productos todavía se sostiene.

Mientras la situación se reconduce, han sido varios los rumores sobre una posible compra de RIM, con nombres revoloteando como Amazon, Microsoft o Nokia, entre otros. Pero también se han planteado otras salidas; la más repetida, la de vender licencias de BlackBerry OS a otras compañías.

Así, la pregunta se hace obvia: ¿qué otra empresa pagaría por utilizar un software sin gran tirón, el cual no puede adaptar a sus propios dispositivos? Abrir el código fuente del sistema operativo sería el camino más fácil, aunque tampoco es seguro el éxito de un movimiento de esas características.

De hecho, Google “regala” Android, pues es en Google Play Store y en la cuidada integración de sus servicios con el sistema donde el gigante de Internet deposita sus esperanzas de ganancias, que precisamente por el carácter Open Source de Android alguno como Amazon se salta en sus tabletas Kindle Fire.

En cualquier caso, si RIM toma el camino final de vender licencias de BlackBerry OS, la posibilidad de intentarlo abriendo las fuentes no es tan descabellada. Seguiría los pasos de HP con WebOS, aunque la referencia no sea la mejor para que una empresa como la canadiense se decida a hacer algo así.

Fuente: Mcpro