Las primeras palabras de su co-fundador Mike Lazaridis fueron que: estaban trabajando en una plataforma móvil capaz de competir directamente con los sistema operativos más potentes de hoy día. Estos son: iOS de Apple, Windows Phone de Microsoft o Android de Google. Sin embargo, hace apenas unas semanas, el propio fundador comentaba que BlackBerry 10 se retrasaba hasta finales del próximo año 2012 por tener que esperar la llegada de unos nuevos chips con conexión 4G de bajo consumo.
De todas maneras, los representantes de la compañía canadiense siguen escudándose en que están esperando, como agua de mayo, la llegada de estos chips de última generación. Además, ya han comentado que no piensan lanzar ningún nuevo producto hasta que puedan posicionar en el mercado un terminal a la altura de las expectativas.

Fuente: Tuexpertomovil